Última hora:  
Español>>Cultura-Entretenimiento

ESPECIAL: Conviven en Bolivia fiestas de Todos los Santos y Halloween

Actualizado a las 02/11/2012 - 15:22
Bolivia revalorizó hoy la tradición de Todos los Santos a través de ceremonias tradicionales en oficinas públicas, ministerios, cementerios, escuelas y casas, que convivieron con la celebración del Halloween, que crece cada año.
Palabras clave:

Recomendados para hoy:
China: El segundo prototipo de caza furtivo chino voló con éxito
Economía: Huracán Sandy podría desacelerar ligeramente economía de EEUU
Sociedad: Adiós a música gratuita
Ciencia: El robot Curiosity envía imágenes clave sobre las rocas de Marte
Viaje: Ciudad turística de Yangshuo
Ostras: Muchacho indio, con 26 dedos en total



Bolivia revalorizó hoy la tradición de Todos los Santos a través de ceremonias tradicionales en oficinas públicas, ministerios, cementerios, escuelas y casas, que convivieron con la celebración del Halloween, que crece cada año.

El Halloween o Noche de Brujas, que se festeja la noche del 31 de octubre, se constituyó en Bolivia en el preludio de la fiesta de las almas (Todos los Santos) que -según la tradición católica- llegan de visita al mediodía del 1 de noviembre a las casas para compartir 24 horas con sus familias y despedirse el 2 de noviembre al mediodía.

El sociólogo Martín Mamani explicó a Xinhua que la fiesta de Todos Santos se resume en la visita de las almas a los hogares y para ello se desarrollan una serie de ritos espirituales acompañados de comida, bebidas y flores entre otros obsequios.

Para el sociólogo, esta tradición pervive por años y no desaparecerá por la invasión cultural del Halloween, que logró alojarse en Bolivia y con la que convive.

"Es mezquino pensar en que el Halloween suplirá a la fiesta de las almas, porque ambas son distintas y tranquilamente conviven en una sociedad como Bolivia", explicó.

El Halloween es una de las fechas más importantes del calendario festivo estadounidense y canadiense, pero ya se acomodó en Bolivia por la influencia comercial y convive con el Todos Santos, tradición de la mayoría de los países latinoamericanos.

De hecho, la palabra "halloween" es una contracción de la frase en inglés "All Hallows's Eve (Víspera de Todos los Santos).

La fiesta de Todos los Santos es una tradición católica instituida por el papa Urbano IV, en el siglo XIII, para compensar cualquier falta de la feligresía a las fiestas de los santos en el año. En México, esta celebración se mezcló con las costumbres precolombinas en rituales como el Día de Muertos, declarado por la Unesco patrimonio de la humanidad.

Al respecto, el naturista y tradicionalista, Oscar Pérez, manifestó que aceptar una tradición extranjera no implica "sometimiento", sino que debe entenderse como una forma más de la globalización cultural.

"No podemos cerrarnos a otras culturas, nosotros tenemos nuestra Todos los Santos, pero eso no quiere decir que los niños principalmente se diviertan con estas festividades. Es cierto que la Noche de Brujas (Halloween) en Bolivia logró acomodarse en el país porque rinde también frutos económicos", aseveró.

No obstante, el viceministro de Descolonización, Félix Cárdenas, consideró que la fiesta de Halloween no tiene valor cultural alguno que ofrecer a los bolivianos y que, por el contrario, su aporte comercial daña las viejas tradiciones locales.

A su juicio, la simple acción comercial que promueve el Halloween en el país, desde hace algunos años, irá en demérito de las costumbres propias como la festividad de Todos los Santos, que se contrapone a la cultura de la muerte.

FIESTA DE DISFRACES

La lluvia no impidió que miles de niños, jóvenes, mezclados con sus padres cumplan la noche del miércoles su afán de personificar a figuras de terror, rememorando de esta manera una costumbre que gana la popularidad en las ciudades troncales de Bolivia.

De acuerdo con los reportes de las televisoras, en diferentes ciudades bolivianas se desarrollaron actividades alusivas a la "noche de terror", concentrándose en principalmente en centros donde se armaron vestuarios terroríficos.

La gente disfrazada de personajes de películas de terror recorrió galerías comerciales, tiendas, negocios, restaurantes y domicilios.

Los niños recorrían también las casas del terror, habilitadas por los comercios.

"Halloween se ha convertido en un preámbulo de Todos los Santos en Bolivia", declaró Marino Gómez, un ciudadano disfrazado de calavera que acompañaba a sus hijos vestidos de los siniestros personajes de Hollywood "Freddy Krugger" y "Chucky".

Halloween es una fiesta que se celebra principalmente en Estados Unidos en la noche del 31 de octubre, pero que en Latinoamérica ya ganó espacios. Sin duda esta tradición importada también genera importantes ingresos para el comercio.

TODOS LOS SANTOS

A la par de la Noche de Brujas o Halloween, Bolivia vive desde este mediodía la fiesta de Todos los Santos, celebración que para la población significa recordar a sus difuntos.

El sociólogo Mamani explicó que este ritual señala que las almas visitan el mundo de los vivos por un día y comparten con sus familiares.

"Ahora muchos se interrogan, será cuestión de fe y creencias, el punto es que cada año esta festividad llega y la gente lo revive y celebra, es la cultura que está arraigada en el país", agregó.

La fiesta de Todos los Santos se ha constituido en el reencuentro tradicional familiar y cultural de las familias bolivianas, que preparan cada 1 y 2 de noviembre una mesa con diversas ofrendas para recibir a las almas de sus seres queridos que dejaron este mundo terrenal.

En la festividad, cada familia alista una mesa con una diversidad de masitas como las t'antawawas (pan con figura humana), escaleras, coronas, bizcochuelos, caballos, frutas, dulces, refrescos, comidas, flores.

El primer día es de recibimiento y el segundo de despedida de las almas, cuando las familias bolivianas se van a los cementerios para rezar, bailar y cantar.La tradición del acercamiento entre los "vivos y los muertos", Todos Santos, ha logrado que miles de familias se reúnan para celebrar, compartir y realizar todas las costumbres que enmarcan esta tradición cultural.

El gobierno boliviano declaró feriado nacional el 2 de noviembre con suspensión de actividades públicas y privadas.

Este jueves se armaron mesas con grandes ofrendas compuestas por panes, galletas, empanadas, platos de comida, flores, jugos y otros artículos en Palacio Quemado, el Asamblea Legislativa, la cancillería, la gobernación de La Paz y otras entidades públicas, para recordar a los muertos.

Temas recomendados:
Nueva York después del Sandy Intentan salvar idiomas en peligro extranjeras Finales de Reina Gigante 2012
Amor multicolor Donantes de esperma en China La casa más espantosa del Reino Unido
Muchacha brasileña vende a su virginidad por 780 mil euros La vulnerabilidad de Shanghai Vuelven a su hogar 18 pandas después de terremoto

Noticias relacionadas:

PTVMás

Entrevista a Gonzalo Gutiérrez Reinel, Embajador de Perú en China

EnfoqueMás

ColumnistasMás