Actualizado a las 2009:07:23.11:12

¿Porqué los separatistas aclumnian la política étnica china?

Los uigurs de edad avanzada aún pueden recordar un episodio ocurrido en la década 1950: un anciano de la etnia uigur llamado Kurbán, se obstinaba a viajar montado a un burrito a Beijing para ver al líder del pueblo chino, Mao Zedong, y contarle su feliz vida que llevaba después de la fundación de la República Popular China. El director de la aldea dijo a Kurbán que no lograría hacerlo, por la distancia de miles de kilómetros de la capital, a pesar de que iba montado en burro…, ya que en aquel entonces todavía no había ninguna pulgada de ferrocarril en la región noroccidental china. Kurbán dejó su plan pero comenzó a trabajar con todos sus esfuerzos, inspirado por el vehemente deseo de ver a su querido y respetado Mao Zedong. Años despúés, Kurbán logró hacer realidad su sueño tras concluida la construcción del ferricarril que connecta Urumqi, la capital de Xinjiang, con el resto de China. En calidad de campesino ejemplar, fue invitado a viajar a Beijing y se reunió con el presidente Mao. El suceso ha reflejado los titánicos cambios en Xinjiang.

En contraste con las décadas 1950, en que la región carecía de suficientes medios de transporte modernos y la gente debía recurrir a caballos y burros para hacer viajes, en la actualidad, se ha construido una red de carreteras, ferrocarriles y trasporte aéreo que casi conectan todos los distritos y poblados de la región. El impetuoso desarrollo económico ha permitido a Xinjiang transformarse en una región próspera y la ha convertido en un nudo de enlace que vincila China con otros países del continente euro-asiático y en “la cabecera de puente” que conecta los mercados chino y euro-asiático. Urumqi se ha hecho la ciudad más próspera en la zona centro-asiática contribuyendo al nuevo florecimiento de la economía a lo largo del antiguo Camino de la Seda.

Los progresos de Xinjiang se deben al trabajo arduo y aunado de los habitantes de diversas etnias locales, sobre todo, a la política étnica china que corresponde a las condiciones concretas de China y con peculiaridades chinas.

La política étnica china se basa en el principio establecido en la Constitución china acerca de la igualdad y unidad entre todas las etnias y de la autonomía regional de minorías étnicas. Esa política tiene como objeto pronover el desarrollo económico en las zonas habitadas por las minorías étnicas y la causa de la cultura y educación, ciencia y tecnología en las referidas zonas, repeta y protege la libertad de creencia religiosas y los hábitos y costumbres étnicos, y presta importancia a la formación de cuadros de origen de minorías étnicas y al uso de sus idiomas. China ha promovido la estrategia de desarrollo de la parte occidental de país y los proyectos para la prosperidad y enriquecimiento de las zonas habitadas por las minorías étnicas. La política étnica china que está perfeccionándose constituye una reflección de la civilización política socialista en los asuntos étnicos del país.

Sin embargo, el Congreso Mundial Uigur (CMU) y otras organizaciones separatistas desatienden los enormes progresos de Xinjiang y difunden rumores en el sentido de que “los uigurs sufren la discriminación y la represión gubernamental”, y “el gobierno está eliminando la cultura tradicional y creencia religiosa uigur”. El hecho de que los habitantes de Xijniang lleven una vida feliz gozando del derecho a la cultura ha desmentido las declaraciones infundadas del CMU y sus seguidores.

Actualmente, el 97,3 % de los niños de edad escolar en Xinjiang asisten a la escuela, siendo la cifras record sin precedentes en la historia local. Hay más de 300.000 cuadros de origen de las minorías étnicas locales ahora en contraste con los 3.000 en la década 1950. El gobierno chino asigna todos los años gran suma de fondos para la protección de los sitios religiosos. Solo en 1999, el gobierno central chino invirtió 7,6 millones de yuanes Renminbi para la reparación de los principales mezquitas y monasterios en Urumqi, Yining y Hetian de la región.

E incluso, la propia Rebiya Kadeer se ha beneficiado del progreso económico de Xinjiang valiéndose de la política étnica china. La activista escisionista gozaba de las políticas preferenciales chinas para las minorías étnicas, convirtiéndose en empresaria multimillonaria que tiene 11 hijos. Es una lástima que Rebiya, obsitinada en sus actividades de escindir la patria china, “haya olvidado” estos hechos, que han desmentido las falsedades calumniosas inventadas por ella para difamar el gobierno chino.

Como ha declarado el presidente de la Región Autónoma Uigur de Xinjiang, Nur Bekri, la actual política étnica china es la mejor en la historia del país, que ha eliminado completamente la discriminación y opresión étnicas, garantizado la libertad, igualdad y dignidad de todas las etnias locales y despertado su respeto de sí mismo, su confianza en sí mismo y su sentido propio de dignidad. “La política china para con las minorías étnicas es muy sensata”, comentó el experto estadounidense en los asuntos étnicos de China, Grandney.

Los activistas del escisionismo, extremismo religioso y terrorismo han inventado falsedades con el fin de sembrar discordias y odio entre diversas etnias, tergiversar la política étnica china, difamar a China e impedir su desarrollo, y escindir la patria china. Sin embargo, los hechos fehacientes han desmemtido los rumores y puesto al descubierto la verdadera fisonomía de los separatistas y terroristas. (Pueblo en Línea)
23/07/2009

Noticias relacionadas
·Diario Wen Wei Po de Hong Kong: China debe prepararse para dirigir a Asia
·Los medios occidentales no deben actuar como “Ejército Aliado de Ocho Potencias”
·Rabiya Kadeer, partidaria del terrorismo, se da aires por “luchadora por la paz”
·¿EEUU ha marchado a paso del tiempo?
·China: 338 millones de usuarios del Internet (Tema Especial)
 Más  
Noticias de PCCh