Última hora:  
Español>>América Latina

Estudiantes chilenos preparan protesta con múltiples marchas

Actualizado a las 23/08/2012 - 16:46
SANTIAGO, 22 ago (Xinhua) -- En medio de la tensión que se vive en Chile por la radicalización de las protestas estudiantiles, los alumnos de secundaria convocaron a una manifestación de múltiples marchas simultáneas por la ciudad de Santiago para mañana jueves 23 de agosto.
Palabras clave:

Por Enrique Ahumada

SANTIAGO, 22 ago (Xinhua) -- En medio de la tensión que se vive en Chile por la radicalización de las protestas estudiantiles, los alumnos de secundaria convocaron a una manifestación de múltiples marchas simultáneas por la ciudad de Santiago para mañana jueves 23 de agosto.

Al tiempo que suman 30 los establecimientos tomados en todo el país como parte de las protestas por reformas a la educación y la gratuidad de ésta en Chile, que ya se arrastran por más de un año, la Asamblea Coordinadora de Estudiantes Secundarios (ACES), convocó a esta nueva modalidad de marchas múltiples.

En total, son 14 las marchas que se organizan por las distintas comunas (distritos) de la capital chilena, Santiago, donde los jóvenes esperan generar mayor presencia y evitar las aglomeraciones de las últimas marchas que terminaron con serios incidentes.

De acuerdo con la vocera de la ACES, Eloísa González, en vez de centralizar la marcha, como ha sido hasta ahora, se decidió "seguir apuntando que aquí la problemática fundamental sigue siendo, en la educación, la demanda histórica de desmunicipalización de la educación pública".

Desde la reforma del año 1982 a la educación chilena, efectuada por el gobierno militar de Augusto Pinochet, se quitó la administración de los colegios públicos al gobierno central para entregársela a las municipalidades (gobiernos locales), quienes sólo reciben una subvención por alumno de parte del Estado.

Lo secundarios chilenos, al igual que muchos expertos en educación, critican este modelo, debido a las enormes diferencias económicas y sociales de las comunas y municipios, lo que acentúa las diferencias y desigualdades en los resultados educativos.

Por esta razón, las cerca de 18 marchas efectuarán un recorrido que las llevará hasta algunas de las principales sedes municipales de la ciudad, como Santiago, Providencia, Maipú, Ñuñoa o Puente Alto.

El problema es que la Intendencia Metropolitana señaló que estas marchas no están autorizadas, por lo que serán ilegales.

Esto daría pie a que una vez más la policía militarizada chilena (carabineros) intervenga para impedir la manifestación, como lo ha hecho con las tomas de colegios y algunas marchas espontáneas, al igual que sucedió el martes 21 de agosto con el Liceo 1 de Niñas Javiera Carrera de Santiago.

Las jóvenes de ese establecimiento denunciaron hoy a la prensa maltratos por parte de las fuerzas especiales de Carabineros, que impidieron su marcha por el centro de la ciudad utilizando fuerza desmedida contra menores de edad.

Romina Altamirano, presidenta del Centro de Alumnas del Liceo 1, señaló que dos de sus compañeras, de 13 y 15 años, recibieron golpes con bastones de la Policía, que le costó la rotura de un diente a una de ellas y la pérdida de conciencia a otra, las que debieron ser llevadas a centros asistenciales.

Por su parte, la madre de una alumna del colegio, Tago Urra, denunció que ella y otras madres y alumnas fueron detenidas por la Policía, golpeadas y obligadas a desnudarse por el personal femenino de Carabineros de la comisaría donde fueron llevadas.

"Su objetivo era humillarnos", aseguró Urra, quien aseguró que la Corporación de Padres y Apoderados (Corpade) de los colegios chilenos estudia posibles demandas.

La radicalización de los estudiantes y el aumento de las denuncias sobre abuso policial aumenta la tensión en la sociedad chilena, mientras recientes encuestas revelan un descontento social en aumento, con gran rechazo hacia los partidos políticos y el gobierno.

A pesar de que el ministro de Educación Harald Beyer señale que el gobierno ha enviado seis proyectos de ley que responden a las demandas estudiantiles para mejorar la educación, éstos se han mostrado contrarios a esos planes, pues a su juicio consolidan un modelo pensado en favorecer a la educación privada sobre la pública.

Esto ha generado que varios liceos, establecimientos especializados en secundaria, sean tomados, desalojados por Carabineros y vueltos a tomar por los estudiantes durante las últimas dos semanas.

Por su parte, el ministro secretario general de Gobierno, Andrés Chadwick señaló que no se dejarán presionar por los estudiantes.

"Este Gobierno no va a aceptar, y esperamos que nunca un Gobierno en Chile, presiones de fuerza, aceptar imposiciones", señaló, aunque afirmó que están abiertos al diálogo con los estudiantes.

Pero desde las fallidas conversaciones de septiembre-octubre de 2011, el gobierno y los estudiantes no se han sentado a conversar, provocando que las manifestaciones se extiendan hasta hoy.

Mientras los secundarios preparan su marcha para el jueves 23 de agosto, para el fin de semana se preparan actividades para recordar la muerte del joven Manuel Gutiérrez, asesinado por un disparo en las protestas del 24 y 25 e agosto del 2011.

Al mismo tiempo, la Confederación de Estudiantes Universitarios de Chile (Confech), el gremio Colegio de Profesores, llamaron a una gran marcha para el día 28 de agosto para protestar contra el lucro en la educación, las malas condiciones de trabajo del profesorado y un proyecto de ley de reforma tributaria que descuenta los gastos educacionales de los más ricos.

Noticias relacionadas:

PTVMás

Entrevista con actriz y cantante argentina Susana Rinaldi

EnfoqueMás