Última hora:  
Español>>América Latina

Iniciativa fiscal de Piñera desata tormenta de opiniones

Actualizado a las 28/04/2012 - 10:49
SANTIAGO, 27 abr (Xinhua) -- La iniciativa tributaria recién anunciada por el presidente de Chile, Sebastián Piñera, que aspira a recaudar hasta 1.000 millones de dólares para impulsar al sector educativo del país, desató hoy viernes una tormenta de opiniones que involucró a funcionarios, legisladores y académicos.
Palabras clave:

Por Enrique Ahumada

SANTIAGO, 27 abr (Xinhua) -- La iniciativa tributaria recién anunciada por el presidente de Chile, Sebastián Piñera, que aspira a recaudar hasta 1.000 millones de dólares para impulsar al sector educativo del país, desató hoy viernes una tormenta de opiniones que involucró a funcionarios, legisladores y académicos.

"Es una reforma seria, responsable y muy solidaria", indicó Patricio Melero, presidente del partido oficialista Unión Demócrata Independiente (UDI).

Añadió que la reforma, anunciada en la noche del jueves por Piñera, "va al eje de lo que nos ha comprometido a todos, que es mejorar la educación".

Pero el senador Hernán Larraín, correligionario de Melero, discrepó de éste al argumentar que la iniciativa de Piñera si bien "va en una dirección correcta" resulta "mucho ruido y pocas nueces".

En contraste, el senador del opositor Partido por la Democracia (PPD), Ricardo Lagos Weber aseguró que el gobierno nunca quiso hacer modificaciones en el esquema impositivo actual.

"La pregunta es si cumple con las expectativas que había generado este ajuste, y yo creo que tenemos una propuesta un poco escuálida", afirmó Lagos Weber.

Expuso que la reforma tributaria "carece de convicción y de corazón porque no estaba en el deseo de gobierno realizar un ajuste tributario en ningún momento, no solamente porque había división al interior del oficialismo; sino que no la buscaba, no estaba ni siquiera en el norte de sus cuatro años, en el programa".

Al anunciar anoche la propuesta que enviará al Congreso, Piñera dijo que ésta elevará tres puntos porcentuales los impuestos a las grandes empresas, rebajará el impuesto a las personas, y aplicará gravámenes a la contaminación, entre otros aspectos.

También aseguró que el total de los nuevos fondos recaudados irá directamente a cubrir una reforma a la educación para responder al movimiento estudiantil, que desde hace un año exige cambios en el sistema.

Las manifestaciones estudiantiles hace un año hicieron caer la popularidad de Piñera a menos de un 30 por ciento de acuerdo a las encuestas.

La idea de recaudar entre 700 y 1.000 millones de dólares más al año, fue el foco de las críticas de la oposición, por considerarlo insuficiente, mientras que el oficialismo salió a defender la propuesta a través de los medios.

El senador Lagos Weber dio por hecho la aprobación de la reforma, pero puso en claro que no votará a favor tal y como está, y recordó que "muchos proyectos de ley que han ingresado de este gobierno hemos tenido que arreglarlos en el Congreso".

Lagos Weber es parte de un grupo de parlamentarios de oposición que presentaron una propuesta de reforma, donde mediante alzas acotadas, fin de exenciones tributarias y control de la elusión, lograría recaudar entre 6.000 y 7.000 millones de dólares anuales más.

A las críticas respondió el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, quien hizo ver que "Algunos genuinamente están pensando en allegar más recursos", pero otros "de los que nos critican, que plantean 6.000, 7.000 millones de dólares, no hicieron una reforma tributaria. Nosotros la estamos haciendo", aseguró.

Larraín añadió que "nosotros siempre hemos dicho que el crecimiento económico es uno de los principales generadores de ingresos, y así lo hemos comprobado con las cifras récord de recaudación, pero necesitamos algo más".

Expuso que los 1.000 millones de dólares adicionales se han "planteado responsablemente" y argumentó que "las reformas no se miden sólo por lo que recaudan. Lo importante no es la danza de los millones, es ver qué podemos hacer con eso".

A las opiniones de políticos se sumaron economistas y académicos. Alejandro Micco, de la Universidad de Chile, dijo que los recursos que recaudará el Fisco con la reforma son bastante marginales.

"Hablar de aumentar la recaudación de entre 700 a mil millones de dólares me parece completamente insuficiente. Ya que un dato, el último proyecto entregado por el ministro de Educación, Harald Beyer, sobre carrera docente, tiene un gasto permanente anual de 1.400 millones de dólares", así que "no alcanza".

El presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, Gabril Boric, uno de los líderes del movimiento estudiantil, afirmó a su vez que si hoy se está discutiendo una reforma tributaria y educacional es fruto de las movilizaciones estudiantiles.

Aun así se mostró crítico ante la propuesta de Piñera. "Esta reforma si se aprobara tal como esta, seria el clásico ejemplo de la reforma "gatopardista", donde se "cambia todo para que todo siga igual", aseguró.

Boric afirmó que "los estudiantes no estamos para aceptar meros ajustes o maquillajes al sistema, lo que nos interesa es transformar su esencia y en esa dirección vamos a seguir trabajando", señalando así la continuidad de las movilizaciones.

De hecho Piñera señaló que el aumento de la recaudación irán dirigidas para aumentar la cobertura de la educación pre-escolar, aumentar los fondos de subvención de enseñanza primaria y secundaria y aumentar las becas y créditos estatales a la educación superior (universitaria pública, privada y enseñanza técnica).

Noticias relacionadas:

PTVMás

Entrevista con el Embajador de España en China

EnfoqueMás

ColumnistasMás