Última hora:  
Español>>Sociedad

Nuevos proyectos alivian la escasez de agua en Ningxia

Actualizado a las 17/07/2012 - 17:05
La falta de agua puede ser un gran problema para el desarrollo social y económico de una región.
Palabras clave:Ningxia,escasez,agua
Investigaciones aclaran las causas de la escasez de agua en Ningxia


Yinchuan, 17/07/2012(El Pueblo en Línea)-La falta de agua puede ser un gran problema para el desarrollo social y económico de una región. Para los agricultores y empresas de esas zonas áridas, el suministro limitado de agua puede ser un obstáculo a veces frustrante y costoso de superar.

Las autoridades de la región autónoma de Ningxia Hui dicen que han dado con la solución: la transferencia de derechos del uso del agua a cambio de un precio.

El plan consiste en darle a las empresas que necesitan agua la posibilidad de invertir en proyectos para mejorar los canales de riego y así reducir el desperdicio de agua. Las empresas tendrán derecho a utilizar el agua destinada a la producción industrial.

La región de Ningxia, rica en minerales, se encuentre en una zona árida del noroeste de China, rodeada por zonas desérticas. La precipitación anual es por lo general menos de 300 milímetros por metro cúbico, menos de la mitad del promedio nacional.

El río Amarillo, que fluye de sur a norte a través de la región, abasteció a los residentes durante muchos años e hizo de esta región una de las primeras cuatro zonas con sistema de riego en China durante la dinastía Qin (221-206 ac).

Sin embargo, el uso ilimitado del agua del río Amarillo acabó en 1987, cuando el Consejo de Estado dio a conocer un plan para regular el uso del agua del río. A Ningxia le otorgaron el uso de 4 millones de metros cúbicos de un total de 37 millones de metros cúbicos.

Hoy en día, la agricultura se lleva el 91 por ciento del agua de la región, pero sólo el 44 por ciento se utiliza con eficacia.

En 2003, la región autónoma empezó a buscar la forma de transferir los derechos del uso del agua para satisfacer la demanda cada vez mayor de las empresas.

El nuevo reglamento era factible ya que sólo el 18 por ciento de los canales principales y el 24.4 por ciento de los canales laterales estaban pavimentados con piedras, por lo que una gran cantidad de agua se filtraba por el lecho del río.

Desde el año 2003, se han completado tres proyectos y 13 más están en marcha o en etapa de planificación.

Las compañías de energía y productos químicos han invertido más de 150 millones de yuanes (23.58 millones de dólares de EE.UU) en sanear los canales de riego en mal estado, y ya se ha salvado y trasvasado 54 millones de metros cúbicos de agua.
.
Al final de la segunda fase del proyecto en el año 2015, el Gobierno regional espera haber ahorrado 494 millones de metros cúbicos de agua.

"Aunque las empresas tienen que invertir grandes sumas de dinero antes de recibir este agua, los recursos minerales abundantes en esta región son un incentivo", dijo Chen Ming, subdirector del Departamento de Recursos Hídricos del Ministerio de Recursos Hídricos.

La compañía de energía eléctrica Ningxia Jingneng Ningdong Electric Power Generation invirtió más de 31 millones de yuanes en 2008 en un proyecto para mejorar el sistema de riego, y a cambio recibe un suministro anual de 3,54 millones de metros cúbicos de agua del río Amarillo desde hace 25 años.

Usando su propia tecnología de ahorro de agua, la compañía sólo utiliza alrededor de 2 millones de metros cúbicos de agua al año. Lo que sobra se puede utilizar para ampliar la producción, dijo Zhang Yulin, subdirector general de la empresa.

"A los campesinos se les da ayudas económicas en los años de sequía, cuando se reduce el suministro del agua de riego para garantizar el abastecimiento para consumo industrial", dijo Guo. "El cálculo de estas ayudas se basa en la diferencia entre las ganancias que obtienen en los años más lluviosos y los más secos".

Dijo que cerca de dos tercios del agua que solía filtrarse por el lecho del río se han recuperado gracias a la transferencia de derechos del uso del agua.

Mientras tanto, un estudio realizado en 2009 por el Ministerio de Recursos Hídricos de la Comisión de Conservación del Río Amarillo señaló que el tiempo necesario para el riego se ha reducido de 15 días a 6, con el consiguiente ahorro de los agricultores de al menos 270 yuanes por hectárea.

Guo y sus colegas están tomando precauciones. Una nueva Comisión Nacional para el Uso del Agua dará a conocer a finales de este año el suministro adjudicado a cada zona. Nadie sabe aún si la cantidad asignada a Ningxia será mayor que en 1987, debido a que el caudal del río Amarillo está disminuyendo año tras año.


Fuente:China Daily

PTVMás

Entrevista a Xu Shicheng(Segunda parte)

EnfoqueMás

ColumnistasMás